Vhalentyr

Los cuatro dioses elementales son los cuatro hijos mayores de Aras, son los cuatro primeros nacidos y a los que Aras encargó la tarea de crear Médanon. Vhalentyr fue el primero, creo la tierra, con sus montañas y planicies. Como dios elemental de la tierra vigila muy atentamente todo lo que ocurre en la superficie, no solo de Zhirsanaq, también del resto de continentes e islas, lo observa todo con gran atención y en ello encuentra su pasatiempo favorito. Sobre todo, siente una afinidad especial con los enanos y le maravillan sus trabajos artesanales con los metales y las gemas que la tierra les da.

Es aliado incondicional de Lhaurelia y están estrechamente unidos. Está muy atento a la rivalidad entre Ghodeir y Ghoraor para evitar que su lucha se extienda más allá del punto actual, ambos son adorados también por los enanos y su amor por ellos le hace estar siempre vigilante.

Alineamiento: Legal Bueno.
Dominios: Tierra y Oscuridad.
Símbolo: Una montaña.

¿Quiénes son sus devotos seguidores?

Está claro que los enanos son sus más devotos seguidores. Sin embargo, también entre los elfos, los humanos y los medianos tiene gran parte de sus seguidores. Todos aquellos que se dedican a la minería, joyería y herrería le tienen presente en sus plegarias. Por ello, Vhalentyr siempre les observa y cuando uno de sus seguidores trabaja en algún objeto que ha salido de la tierra, ya sea un mineral, una piedra o un metal, estudia la pasión que pone el mortal en su creación. Si le place ese amor puesto en su obra le concede un don y ese objeto creado con tanta pasión y amor se convierte en un artefacto con un poder muy concreto que depende de las intenciones de su creador, si es para él o para un ser querido.

La Iglesia de Vhalentyr

La gran mayoría de los clérigos de Vhalentyr se encuentran entre los enanos, pero esto no es exclusivo, muchos humanos entrar a formar parte de su iglesia. Aunque la mentalidad de los enanos hace que casi todo lo que hagan sea monolítico y organizado, su iglesia es un poco más liberal en ello y no cierra las puertas a ninguna raza.
Los templos en las ciudades enanas suelen estar en los lugares más profundos, para los enanos esto simboliza una mayor unión con su dios. Sin embargo, entre los humanos y medianos que se dedican a la minería, con un simple altar a la entrada de la mina es suficiente. Incluso, a veces el altar se erige en la zona de descanso dentro de la propia mina. Cuando en una ciudad humana o élfica se erige un templo a Vhalentyr se construye por completo con piedra y sus puertas de un pesado metal.

Ritos

Entre los clérigos de Vhalentyr no existe un rito mejor o más importante que otro, para ellos bendecir un objeto que proviene de la tierra o una mina tiene la misma importancia que las oraciones matutinas. Quizá el rito que realizan los sacerdotes de Vhalentyr sea la bendición de las armaduras y armas que van a proteger a un clérigo en sus viajes y aventuras, o las que portará un paladín.

Paladines

Algunos seguidores de Vhalentyr sienten tal fervor por su dios que entran a su servicio como paladines o caballeros de piedra. No son muy frecuentes, pero si te encuentras a alguno seguro que estará viajando en busca de aventuras o combatiendo a los seguidores de Ghoraor.

Nota importante: Como véis Vhalentyr ofrece un dominio nuevo a los clérigos. Aunque mi costumbre era publicar el dominio nuevo tras la publicación del dios que la concedía, esta vez no será así. Primero subiré los cuatro dioses elementales y después los cuatro dominios seguidos. Esta vez será así para facilitarme la tarea de añadirlos al libro de Dungeon20.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.