Sarhina

De los cuatro hermanos elementales, Sharina quizá sea la más traviesa y temperamental. Una vez que su hermano Vhalentyr creó la tierra, ella decidió que era fría y poco luminosa, así que decidió calentarla un poco. Bajo las capas y capas de tierra encendió una llama que poco a poco fue dando temperatura a la tierra y fundiéndola.
Surgieron los volcanes y ríos de lava comenzaron a surcar la superficie, Vhalentyr al principio se disgustó con ella, pero vio belleza en lo que había hecho su hermana y ambos empezaron a jugar con Médanon. Levantaron montañas, algunas de ellas echaban fuego y otras sencillamente se elevaban kilómetros en el vacío a su alrededor. Poco a poco esa tierra se convirtió en un horno abrasador de tierra sólida y líquida hacia cualquier punto que se mirara.

Los mortales la llaman la Reina de Fuego y todos creen que quiere convertir Zhirsanaq en un oasis dentro de su propio reino, y aunque sus seguidores conspiren para que eso sea así, no está dentro de sus prioridades principales. Admira el mundo que han creado, tanto es así que unas pocas veces al año decide pasearse por la superficie en el avatar de una hermosa pelirroja sembrando un poco de caos. De paso atrayendo a nuevos creyentes y seguidores.

Alineamiento: Caótico Neutral.
Dominios: Fuego y Luz.
Símbolo: Una llama.

¿Quiénes son sus devotos seguidores?

Aunque tiene muchos seguidores entre los humanos y enanos, la mayoría de sus seguidores son los habitantes del plano del fuego y aquellas criaturas que tienen su hogar en el plano primario están íntimamente ligados al fuego, como los Azer, dragones de fuego, gigantes de fuego y salamandras entre otros. Los pirómanos y otros enfermos mentales se inspiran en ella para quemar todo a su paso, aunque ella no se complace precisamente de ello.

La Iglesia de Sarhina

Aunque esta diosa no es muy amiga de tener seguidores organizados, pero si concede sus dones a aquellos que sientes gran fervor por ella. Con el tiempo los clérigos investidos con el poder de Sarhina se han ido uniendo para crear una iglesia. Cada clérigo es bastante autónomo y suelen estar de viaje la mayoría del tiempo, pero cuando se asientan en algún lugar construyen un templo sobre tierra quemada. En el caso de los enanos, construyen los templos dedicados a Sarhina lo más cerca posible de sus hornos y forjas. Los enanos entienden las leyendas de la creación del mundo y que el poder de la diosa es mayor cuando se une a los frutos de la tierra.

Ritos

Uno de los ritos más importantes entre los seguidores y clérigos de Sarhina es el momento de preparar el lugar donde se construirá un templo. Eligen un lugar y lo delimitan perfectamente para después quemarlo. La zona se quema hasta que la capa superficial de la tierra se endurece como el cristal y se apaga por si solo. Tras eso limpian la zona para comenzar a poner las primeras piedras del templo. Todo ese proceso se ejecuta como un ritual sagrado.

Nota importante: Como con Vhalentyr, Sadhira ofrece un dominio nuevo a los clérigos. El dominio de Fuego se publicará junto con el de Tierra una vez terminado s de subir los cuatro dioses elementales. Esta vez será así para facilitarme la tarea de añadirlos al libro de Dungeon20.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.