Marlidán

Este vasto territorio no es un reino en sí mismo, sino un conjunto de diferentes ciudades estado. Durante siglos todas estas ciudades estuvieron en guerra unas con las otras por diversidad de motivos, ya fueran comerciales o simplemente territoriales sumiendo a estas tierras en el caos.  Los diferentes señores de las ciudades tuvieron que recurrir a los gremios criminales paras poder financiar sus guerras, las rutas comerciales no estaban operativas, las batallas, los continuos asaltos de bandidos y desertores obligaron a parar todas las operaciones.
Cuando las deudas de los señores fueron tan elevadas que no pudieron hacer frente a los pagos, los dirigentes gremiales comenzaron a realizar sus movimientos para asegurar su continuidad y no ser destruidos por las incesantes guerras. Los representantes de los gremios se reunieron en la ciudad de Cassdan para planear cuál sería su curso de acción. Esta reunión será conocida por los gremios como El Concilio de Cassdan y es dónde sentaron las bases de su organización como se conoce ahora. Durante este concilio, todos estaban de acuerdo en que las continuas guerras ya no eran tan rentables para sus negocios y que si la situación no cambiaba terminarían desapareciendo.

Durante los días que duró el Concilio se trazaron los planes para tomar las riendas políticas y militares de las ciudades estado y terminar con las guerras. En las siguientes semanas los agentes de los gremios comenzaron a infiltrarse en las diferentes capas de la sociedad para influenciar algunos movimientos. Desde el chantaje y extorsión a los cargos políticos cómo militares, donde los sobornos a los oficiales jugaron un papel muy importante. Pero para que esto funcionara había que encender los ánimos de la revolución entre el pueblo que son siempre los más afectados en estas situaciones.

Pocos meses después, la primera ciudad en caer fue Puerta al Mar. Sus ejércitos se negaron a movilizarse, la guardia dejo de patrullar las calles y las revueltas ciudadanas terminaron con la muerte del señor de la ciudad y todo su séquito. En cuestión de dos semanas los gremios se hicieron con el control de las calles comprando a los oficiales de la guardia y antes de cumplirse el mes de la primera revuelta un nuevo señor de la ciudad fue elegido de entre los líderes de las revueltas, con el apoyo de los gremios, aunque esto nunca se dijo abiertamente.

Tras lo ocurrido en Puerta al Mar, los espías del resto de las ciudades comenzaron a informar de lo sucedido, los señores de las ciudades quisieron emprender acciones contra los gremios para impedir su caída, pero ya era tarde. Los ejércitos compuestos en su mayoría por mercenarios ahora estaban bajo el control de los gremios y tardaron poco en derrocar a los señores. Con nuevos gobiernos en las ciudades comenzaron a reconstruir las rutas comerciales y en poco más de dos años la normalidad volvió al territorio.

Habitantes

La sociedad de todas las ciudades estado son muy parecidas, aunque los habitantes no se preocupan de la política o de los gremios son conscientes de su existencia y que hasta cierto punto controla sus vidas. La mayoría de los habitantes viven de la artesanía y del comercio, pero otra parte explota las tierras cercanas a las ciudades, multitud de aldeas y pequeños pueblos concentran la población dedicada al campo. La sociedad es una amalgama de muchas culturas, puesto que muchos de los mercaderes que hacen aquí sus negocios provienen de otros lugares trayendo sus costumbres con sus séquitos y empleados. Aunque estas ciudades son conocidas como las Luces de los Viejos Reinos encierran mucha más podredumbre de la que cualquier visitante podría esperar, a pesar de ser un crisol de culturas.

Mantenimiento de la ley

Aunque el gobierno de las diferentes ciudades está en las manos de los señores, hacer cumplir las leyes es la función de la guardia. Sin embargo, los agentes de los gremios están infiltrados en todos los niveles del gobierno y la guardia velando por que se cumplan las leyes que ellos mismos terminar proponiendo e incluyendo en los códigos de las ciudades. Aun así, las leyes no son muchas pero son claras y concisas dando mucha libertad al comercio. Aunque este comercio no solo se limite a objetos, también a las personas.
Para que las leyes se cumplan, no solo las civiles, también las criminales, son los propios gremios los que tienen su estructura especialmente dedicada a que nada se escape de su control, ya sea en las ciudades y los territorios cercanos o en los mares llenos de barcos corsarios pagados por los gremios.

Vida diaria

La vida cotidiana en estas ciudades gira en torno al comercio tanto entre las ciudades estado del territorio como con otras ciudades en lugares distantes. Sin embargo, su sistema económico se sustenta en su creciente mercado de esclavos. Los señores de las ciudades y los gremios financian la gran mayoría de los barcos pirata y corsarios que navegan por los mares cercanos. Los botines obtenidos terminan en las manos de los mercaderes de las ciudades estado, y gran parte de los prisioneros terminan en el mercado de esclavos. Aquellos esclavos mejor preparados terminan en los juegos de la muerte, una suerte de gladiadores que luchan para buscar la libertad. Para los gremios esto es una gran fuente de ingresos ya que además controlan los sistemas de apuestas.
Casi toda la población de las ciudades vive de una forma o de otra de este sistema, incluso aquellos que viven fuera de los muros de las ciudades, los agricultores y ganaderos también necesitan de esclavos para mantener la producción que sustente a la cada vez mayor población de las ciudades.

Amenazas

El territorio de Marlidán no se encuentra amenazada por ninguna otra nación, por lo menos en principio. Sin embargo, los viejos reinos en conjunto han tomado medidas para parar los ataques de los barcos piratas que financian. Y la pérdida del control de las Islas del Lago en el mar de las monedas ha sido tomado como una afrenta. Aunque los dirigentes de los gremios son muy templados y calculadores, los señores de las ciudades tienden a ser mucho más paranoicos. Precisamente por esto suelen movilizar sus tropas con frecuencia, levantando las sospechas de las ciudades vecinas.
En realidad, cualquiera de las naciones vecinas de Marlidán les atacarían de buen gusto para terminar con sus acciones.

Principales Ciudades

Las ciudades más grandes se concentran en la costa debido al flujo de comercio, incluida la misma Marlidán, la primera ciudad estado del territorio. Clospach y Puerta al Mar son otras dos de las mayores ciudades con un comercio tan activo o más que Marlidán. Más al sur se encuentra otra de las grandes ciudades. Esta ciudad es Cassdan, su importancia para el régimen de las ciudades estado radica en que es la sede principal de la iglesia de Ashimet, sus clérigos hacen de intermediarios entre los gremios y la mayoría de sus clientes.

Marlidán, Ciudad Capital

Aunque la ciudad de Marlidán no es la capital del territorio, sí es reconocida como la primera de todas ellas. Es una ciudad llena de luz, calles decoradas con cintas de tela y banderas de todo tipo, las casas tienes sus paredes pintadas de colores. Pero debajo de todas estas luces y esplendores se oculta la sombra de los gremios criminales. Esa sombra de oscuridad y corrupción se extiende por cada rincón de la ciudad, ya sea en un simple artesano que actúa como ojos y oídos de los gremios, hasta uno de los miembros del consejo del señor de la ciudad. Actualmente el señor de Marlidán es un elfo de mediana edad que se jacta de no seguir los designios de los gremios. Sin embargo, todos los miembros del consejo de la ciudad están bajo su influencia.

Información General

Gobierno: Niossae C’Beimaris. Señor de Marlidán.

Otros centros de poder: Cómo es de esperar el verdadero poder tras el consejo y el señor son los gremios. Su influencia y poder se extiende a todos los rincones de la ciudad y mucho más allá.

Población: Es una ciudad realmente grande y su población sobrepasa los 50.000 habitantes. Muchos son viajeros y mercaderes que vienen y van, otros son artesanos y miembros de los gremios. Pero más de una cuarta parte de los habitantes son esclavos.

Producción: La base de la economía de Marlidán es el comercio y se esfuerzan en mantener relaciones comerciales con todas las naciones del mundo. Por otro lado, los gremios extienden su poder a otras naciones para asegurar que las líneas comerciales. Fuera de los muros los territorios agrícolas están bajo el mando de terratenientes que controlan varias aldeas de campesinos y grandes cantidades de esclavos.

Guardia: La guardia de la ciudad ronda los 5.000 soldados, más de la mitad son mercenarios contratados para patrullar los territorios cercanos, así como para atacar si fuera necesario a pequeñas poblaciones que no quieran acatar el orden impuesto por el señor. Además, cuenta con una flota militar importante para proteger a los barcos corsarios en su regreso.

Puerta al Mar

Lo que hace varios siglos era un pueblo de pescadores poco a poco fue convirtiéndose en una ciudad con los ojos puestos en el mar. Pescadores y comerciantes tienen aquí su punto de encuentro, además, es puerto seguro para corsarios y piratas.
Puerta al Mar es una ciudad construida sobre el delta del río Corlán, podría ser una ciudad bonita. Sin embargo, es una ciudad sucia con un olor a mar muy penetrante debido a sus mercados de pescado. Pero lo realmente interesante de la ciudad es su mercado abierto de botines y otros objetos robados. Si buscas algo valioso, raro o extraño, seguro que lo encontraras en algunas de las muchas tiendas porteñas.

Información General

Gobierno: Señor Afsar Agedilio.

Otros centros de poder: El actual señor de la ciudad ha sabido mantener su posición y tener cerca a los líderes de los gremios. Como antiguo pirata siempre ha sabido moverse en este ambiente y se ha ganado el apoyo tanto del Manto Gris cómo de otras organizaciones.

Población: Supera ampliamente la población de la capital llegando en los momentos de mayor actividad a los 24.000 habitantes. Los que no viven de la pesca lo hacen de las numerosas tabernas. Una gran parte son marineros enrolados en los barcos corsarios que atacan a cualquier barco que previamente no haya pagado su paso a los gremios.

Producción: La población civil se dedica sobre todo a la pesca y unos pocos al campo. La ciudad está construida en el delta del río Corlán, las tierras circundantes son ricas por lo que la producción agrícola se ha convertido en algo muy importante para el mantenimiento de la ciudad y para mantener esta producción dependen en enorme medida de los esclavos.

Guardia: La guardia de la ciudad tiene unos 2.000 efectivos que se encargan de mantener la paz dentro de lo posible. Algunos miembros de la guardia también actúan como espías para el señor de la ciudad, están infiltrados entre las filas de los gremios y también en las ciudades cercanas.

Cassdan

Situada al norte de las montañas del Hierro y a las orillas de la confluencia de los ríos Hierro y Ojo, esta gran ciudad se erige como lugar de encuentro para los señores de las ciudades y por supuesto para los dirigentes de los gremios. Entre el resto de las ciudades estado de Marlidán se la conoce por el sobrenombre de Ciudad de Burócratas. Cassdan tiene el honor de contener el archivo con todas las actividades que los gremios llevan a cabo. Pero no son los mismos gremios quienes gestionan este archivo, sino los clérigos de la Iglesia de Ashimet. Estos clérigos son los encargados de mediar entre todos los gremios, de confirmar los contratos y muchas veces intervenir para terminar con las luchas de poder dentro y entre los diferentes gremios. Dos veces al año, aquí se reúnen los gremios para debatir sobre sus próximos movimientos y para aclarar los posibles contenciosos que surjan entre ellos.

Información General

Gobierno: Actualmente la Señora de la ciudad es Ekantika Adhikari. Antigua capitana de la guardia de Sinalara que cayó en desgracia y aquí ha encontrado un nuevo camino para su vida.

Otros centros de poder: Aunque aquí los gremios están más presentes que en ningún otro lado, quién realmente ostenta el poder en la sombra son los clérigos de Ashimet. Al actuar como árbitros y jueces en muchos de los temas entre los gremios, y sobre todo controlar el archivo, todos mantienen las distancias y les respetan.

Población: A pesar de que la mayoría de la población es humana, hay una gran cantidad de elfos y enanos, la mayoría son esclavos, comerciantes o combatientes capturados en sus refriegas con los reinos vecinos. No es una ciudad comparable en población al resto, ya que no superan los 7.000 habitantes. Aunque una parte se dedican a las explotaciones agrícolas, ganaderas y mineras de la zona, el trabajo de una gran parte de esta población se centra en la creciente burocracia.

Producción: Las explotaciones cercanas son suficientes para mantener la ciudad, y su política de acumulación la convierte en un serio adversario de cara a un sitio. Sin embargo, reciben inmensas sumas de dinero por mantener en orden los temas de los gremios.

Guardia: No cuentan con una guardia numerosa como otras ciudades, pero si altamente entrenada. Sus escasos 1.000 efectivos mantienen el orden dentro de los muros de la ciudad y en las zonas cercanas, pero si es necesario contratarán mercenarios para llevar a cabo las misiones más puntuales.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.