La Directora de Juego y el Jugador

por Juanma Román y Juan Milano

La DJ es la encargada de describir el mundo imaginario que los protagonistas visitan, sus habitantes y sus lugares. La DJ adoptará el papel de todos los personajes que no interpreten el resto de los jugadores. Estos personajes secundarios son los llamados personajes no jugadores (PNJ).

Sobre la DJ recae el arbitraje cuando la mesa no se ponga de acuerdo con las reglas. Como este manual no puede abarcar todas las circunstancias narrativas posibles, a veces se verá obligada a improvisar. No pasa nada. A través del diálogo y la buena voluntad se pueden resolver la gran mayoría de las situaciones que se den durante el juego.

Una de las funciones principales de la DJ es hacer reaccionar el entorno (incluyendo a los PNJ) ante las acciones que realicen los personajes. Esto se debe realizar de una manera que resulte creíble, coherente y divertida.

Un aspecto muy importante es que la DJ es árbitro y propulsora de la partida, pero no compite con el resto de los jugadores. Su papel es facilitar el desarrollo de la sesión de juego. Para ello tiene herramientas que le permiten hacer fluir la trama, rellenando los huecos que los jugadores van creando en la ficción. De esta forma, la DJ irá proponiendo retos emocionantes y respondiendo a las decisiones de los personajes.

A diferencia del videojuego y del juego de tablero, la narrativa del JdR no tiene límites salvo los impuestos por la imaginación. Recomendamos, eso sí, respetar las leyes físicas (o mágicas) del mundo ficticio en el que se desarrolla la historia. Los jugadores podrían visitar cualquier parte de una ciudad u otras regiones, realizar viajes astrales… las posibilidades de aventura y narración son casi infinitas incluso con un marco de juego idéntico a nuestro mundo.

Cada juego de rol, cada mundo ficticio, se somete a unas leyes de la realidad diferentes. Es objetivo de toda la mesa defender y mantener la coherencia de los mundos inventados. La verosimilitud no es un requisito, la coherencia y la consistencia, sí.

La DJ se verá obligada a crear al vuelo viviendas, locales, calles, bosques y PPNJJ que nunca imaginó que los personajes encontrarían. De ahí que dijéramos más arriba que la DJ debe responder a las acciones y las decisiones de los personajes. Sed comprensivos con ella si a veces se equivoca y colaborad para minimizar sus errores. Sin duda, la DJ tiene mayor riesgo de error ya que debe improvisar respuestas continuamente. ¡Muchas veces no las verá venir!

Si en algún momento, la aventura se descontrola, no tengáis problema en tomaros un descanso. Parad, comed algo y debatid (con cariño y respeto) sobre lo que haya que arreglar. Y luego retomad la acción donde la hayáis dejado sin ningún tipo de problema.

Formas de jugar a rol

No todos los grupos que juegan a rol lo hacen de la misma manera. Se puede jugar alrededor de una mesa y a través del ordenador (online). Los jugadores pueden esforzarse en interpretar de forma parecida a como lo haría un actor profesional o sencillamente describir en tercera persona qué hace o dice su personaje. Hay quien prefiere disfrutar del aspecto táctico (con apoyos visuales), hay quien prefiere resolver puzles y quien prefiere incluir sus propias descripciones.

Tampoco todas las DJ preparan las partidas igual. Algunas escriben páginas y páginas, otras improvisan todo el tiempo y la mayoría adopta un término medio. Muchas DJ hacen dibujos, muestran ilustraciones, ponen música de fondo, despliegan mapas e incluso colocan miniaturas representando a los diferentes personajes. Otras solo se valen solo de sus palabras para evocar los escenarios.

Todas estas aproximaciones (y muchas más que no se mencionan) son igualmente válidas y divertidas. Por desgracia, no todas funcionarán igual de bien con todos los jugadores. Buscad vuestro estilo. Buscad vuestro grupo. Jugad y divertíos.

[el presente texto es un extracto del proyecto Destinados.
Entendemos que es aplicable a todo JdR]

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.