II. Geografía Importante

por Carl M Hofferber

A lo largo de Zhirsanaq existen muchos accidentes geográficos que hay que destacar: todos ellos han influido, y lo siguen haciendo, directamente en la vida de los habitantes, ya sea por un motivo o por otro, independientemente de las fronteras de cada reino.

La Columna del Mundo

La Columna es una cordillera que atraviesa todo Zhirsanaq de Norte a Sur y que prácticamente separa el este del oeste y solo hay unos pocos pasos entre las montañas que permiten atravesarla. En el norte La Columna gira hacia el este dejando el norte aislado y conteniendo los fuertes vientos gélidos del polo. Al sur, La Columna muere en un extenso desierto llamado el Osario.

En el interior de La Columna, tras los innumerables picos y montes se esconden muchos valles, glaciares y lugares misteriosos. Los pocos pasos que hay entre las montañas para viajar de occidente a oriente no son transitables durante gran parte del año por lo que los aventureros y exploradores siempre corren el riesgo de encontrarse con cosas inesperadas.

También alberga una serie de volcanes activos que suelen entrar en erupción cada varios años, aunque por suerte no lo hacen al mismo tiempo.

Los Pasos de la Columna

A lo largo de esta cadena montañosa existen varios pasos que permiten atravesarla, podríamos decir que son seguros, pero no es totalmente cierto. En invierno son impracticables, y el resto del año suelen estar vigilados por bandidos, ladrones, algunos seres con hambre de riquezas como orcos, hobgoblins y a veces monstruosidades que es mejor no conocer jamás.

La Cicatriz

Es un enorme corte en el terreno que corta a La Columna casi en su final en el este. Nadie sabe realmente la profundidad que tiene esta sima, salvo posiblemente los duergar que viven en sus profundidades.

Mar de las Monedas

Es el mar que comunica a muchas de las grandes naciones de Zhirsanaq. Este mar tiene varios archipiélagos muy importantes para el comercio marítimo.

Mar de Indélenar

Antiguamente este mar estaba separado del mar de las monedas y estaban comunicados por el Estrecho de las Brujas. Tras la Lluvia de fuego una gran parte del continente fue engullido por las aguas y de aquel territorio solo queda la isla de Azgonarath.

Isla Jibag

Es una pequeña isla en el antiguo mar Indélenar. Está eternamente rodeada de brumas y solo en los días más calurosos del verano se retiran y desde la costa se puede ver la silueta de la isla.

Isla de Azgonarath

Esta isla es lo que queda de una gran parte de una extensión del continente, el resto quedó sumergido bajo las aguas de los mares de Indélenar y las Monedas. Actualmente esta isla atrae a muchos aventureros, sobre todo a aquellos que se retiran y buscan un lugar tranquilo donde disfrutar de las riquezas adquiridas durante sus pasadas aventuras.

Islas Mintare

Situadas en el Océano Occidental, también son conocidas como las islas Dragón o Islas Santuario, actualmente están deshabitadas ya que son territorio exclusivo de los dragones. En estas islas se creó el portal para exiliar a los dragones del plano material, y varios siglos después fue abierto de nuevo para propiciar su retorno.

El Desierto de Vinare

Este es un enorme desierto que va desde la costa de Niarso hasta la Columna. Es de arenas blancas que reflejan el sol y alcanza temperaturas superiores a los 50 grados durante el día y de -10 grados durante la noche. Estas condiciones lo hacen prácticamente inhabitable. Sin embargo, hay un clan de enanos que se ha adaptado perfectamente a estas condiciones y puebla las pocas formaciones rocosas existentes.

Mar de los Ducados

Este es un pequeño mar interior, al norte baña una parte del desierto de Vinarc, alrededor de la costa de este mar se sitúan los Seis Ducados.

El Osario

Este es un desierto muy particular, antiguamente tenía arena, pero tras los eventos de la Lluvia de Fuego toda su superficie se convirtió en cristal, matando y atrapando a las criaturas que allí vivían. Bajo el cristal de este desierto se encuentran también los restos de los combatientes de una gran batalla, se habla que este lugar es territorio de nigromantes y muertos vivientes, algo que es totalmente cierto, pero aún hay cosas peores que nadie querría saber.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.